TERAPIA INFANTO-JUVENIL 

 

 

 

 

La terapia infantil y juvenil está destinada a niños y niñas con edades comprendidas entre los 3 y los 18 años.  

La intervención y el tratamiento infanto-juvenil se han diseñado desde la base de la traumaterapia infanto-juvenil sistémica que compone: el paradigma del apego, el modelo sistémico, los aportes de la neurociencia interpersonal y el modelo de la resiliencia infantil. 

Por ello, se entiende que el niño/a no es el problema sino que tiene un problema. Es decir, si se observa en el niño/a un problema en el desarrollo emocional, relacional, afectivo, motor, cognitivo o moral se entiende como un síntoma o una manifestación de sufrimiento, de traumas tempranos, complejos y acumulativos y/ de trastornos en el vínculo de apego. En palabras sencillas: algo le ha ocurrido en su historia de vida o le está ocurriendo en alguna área de su contexto inmediato (familia, escuela, amistades,...) que no se ajusta a lo que el niño necesita para su sano desarrollo. 

Desde esta perspectiva en el tratamiento con los niños/as siempre se incluye a los padres, familia de acogida, familia adoptiva, referentes de tutela o familiares a su cargo. Además, desde el inicio de la intervención se trabaja en coordinación con las instituciones con las que tiene relación la familia o el niño/a: escuela, centro médico, centro de acogida, juzgado, servicios sociales, etc.

El formato de intervención:

  • La primera visita normalmente se realizará con los adultos a cargo del niño/a sin éste presente y la segunda visita (según valoración) se citará al niño/a a solas o acompañado/a con los adultos. 

  • Después de esta 1ª y/o 2ª visita de valoración, se proseguirá con la fase de exploración y recogida de información tanto del niño/a como de su entorno (escuela, familia, etc.), que habitualmente oscila entre 6 y 8 sesiones.

  • A posteriori se procederá a hacer una devolución de la valoración final de la problemática que sufre el niño/a y de qué manera se abordará dicha problemática. En primer lugar, esta devolución se realizará al niño/a (adaptada) y en segundo lugar, a los adultos a cargo.  

  •  Después de la la sesión de devolución, se iniciará la fase de tratamiento e intervención. En esta fase se citará al niño/a y/o a los adultos a valoración del profesional. Habitualmente las sesiones de psicoterapia se realizan con el niño/a a solas y se citará a los adultos (a solas o con el niño/a) cuando se valore necesario.

**En el caso de la terapia con adolescentes (se entiende la adolescencia entre los 11-12 y 18 años),  se interviene de manera muy similar al formato expuesto con anterioridad con la diferencia que en algunos casos (sujeto a valoración del caso) no es necesario realizar en la fase de intervención un acompañamiento familiar tan exhaustivo como en el caso del tratamiento infantil.

 

 

 

Problemáticas que se atienden en la terapia infanto-juvenil:

 

  • Déficit de atención, bajo rendimiento escolar o cambio abrupto en dicho rendimiento 

  • Problemas de comportamiento, conducta agitada y des-regulada, descontrol de la ira, eneuresis, encropesis 

  • Episodios de tristeza, apatía, llanto, síntomas depresivos

  • Inhibición y aislamiento social 

  • Bullying – siendo el autor o el receptor del acoso

  • Conductas muy agresivas teniendo en cuenta la edad del niño/a 

  • No recordar haber hecho algo o haber estado en un lugar, cambios repentinos de estado de ánimo, estados de trance, se fatiga fácilmente, niega haber realizado conductas,...

  • Se muestra inseguro/a, con miedo

  • Se enfada fácilmente 

  • Alteraciones en el sueño: dormir excesivamente, no poder conciliar el sueño o despertarse a medianoche, pesadillas intensas y movilizadoras emocionalmente.

  • Alteraciones en el apetito: comer mucho o pérdida de apetito

  • Cambios del estado de ánimo repentinos y repetidos

  • Dolencias físicas sin causa médica: dolores de cabeza frecuentes, problemas intestinales o malestares corporales en general.

  • Pensamientos y/o imágenes negativas frecuentes e involuntarios (no puede parar de pensar en algo que pasó) 

  • Se muestra constantemente preocupado/a 

  • Conductas compulsivas con carácter repetido e involuntario

  • Ataques de ansiedad, crisis de pánico, fobias específicas.

  • Autolesiones

  • Voluntad de dañar a otras personas 

  • Uso abusivo e inadecuado de las nuevas tecnologías.

  • Episodios de transiciones (divorcio de los padres, rupturas sentimentales, con amistades, mudanzas, cambios de escuela, pérdida de un ser querido,...)

  • Haber padecido o estar padeciendo alguna o diversas formas de maltrato: abandono, maltrato físico, emocional, negligencia física, negligencia afectiva, abusos sexuales intra o extra familiares

  • Acudir o haber acudido a un punt de trobada familiar y que esta asistencia esté causando sufrimiento en el niño/a 

© 2013 by Mireia Sánchez. Proudly created with Wix.com

Mireia Sánchez Psicóloga col.19650

Consulta de psicologia sanitaria 

Carrer Rossello 134 1º 4ª

www.psicologaabarcelona.com

mireiasanchezpsicologa@gmail.com

675.58.43.53

  • Facebook Clean Grey
  • Twitter Clean Grey